Xavier Fernández, un profesor en la gestión del colegio “Virgen del Romeral” Reviewed by Momizat on . En su despacho del colegio Virgen del Romeral, y en el trascurso de la charla-entrevista, las horas se mudan a minutos. El verbo de Xavier Fernández proyecta co En su despacho del colegio Virgen del Romeral, y en el trascurso de la charla-entrevista, las horas se mudan a minutos. El verbo de Xavier Fernández proyecta co Rating: 0
SomosLitera: Inicio » Portada » Xavier Fernández, un profesor en la gestión del colegio “Virgen del Romeral”

Xavier Fernández, un profesor en la gestión del colegio “Virgen del Romeral”

Xavier Fernández, un profesor en la gestión del colegio “Virgen del Romeral”

En su despacho del colegio Virgen del Romeral, y en el trascurso de la charla-entrevista, las horas se mudan a minutos. El verbo de Xavier Fernández proyecta conocimiento y entusiasmo entorno al cometido que se marcó en el año 2009, una vez que la Fundación XAFER llegó a Binéfar para regir los destinos del colegio Virgen del Romeral. Seis años después, el centro educativo goza de una salud que queda refleja en las caras de alumnos, profesores y personal vario; algo más de trescientas personas que sienten con orgullo la pertenencia a un grupo que busca la felicidad a través del conocimiento.

Catalán de nacimiento, palmesano residente y binefarense habitual. Su nombre es Xavier Fernández, profesor de carrera y presidente, desde el año de su constitución (2006), de la Fundación XAFER, institución nacida con un cometido manifiesto: coadyuvar en la viabilidad de colegios católicos en España ante la falta de vocaciones.

El embrión de la Fundación nace de una empresa dedicada a prestar servicios de consultoría a colegios. A través de la Federación Española de Religiosos de Enseñanza (FERE), la consultora dirigida por Xavier Fernández tuvo acceso a una realidad general en nuestro país que pasa por la contribución laica en la continuidad de esos centros educativos católicos. La Fundación XAFER inició su camino con las garantías propias de las personas que constituían su patronato, y que creían firmemente en el proyecto, además del protectorado del Gobierno Balear. “Todo aquel que lo desee, todo aquel que lo necesite debe encontrar la manera de ser, vivir y hacer feliz a partir del conocimiento. Ese es el acto fundacional-jurídico de nuestra Fundación”, destaca Xavier Fernández.

XAFER inició su historia reciente con un colegio en Palma de Mallorca y un centro de formación ocupacional en la misma capital balear. A fecha de hoy, se han sumado tres colegios más en Menorca, Pina de Ebro (Zaragoza) y Binéfar. Desde el principio, la Fundación ha desarrollado una especial sensibilización y ayuda por las personas menos favorecidas. Algo que tiene que ver con la historia profesional de su presidente. “Como profesor, ejercí varios años en un colegio de etnia gitana en el barrio barcelonés de Can Tunis. La experiencia fue fantástica y dura a la vez. Aquello me dejó una enseñanza que creo esencial: el acceso al conocimiento de todo el mundo, sea quién sea, es fundamental”, señala el presidente de XAFER.

En el año 2009, y tras una llamada desde la propia Conferencia Episcopal Española, la Fundación tuvo conocimiento del riesgo real que corría el colegio Virgen del Romeral.

La despedida de las monjas que lo dirigían hasta entonces no tenía continuidad y el cierre era inminente. Tras varias visitas a Binéfar, reuniones y horas de desvelo, Xavier Fernández logró convencer a todos los “actores de la obra”, fundamentalmente al propio patronato de XAFER, de la necesidad-obligación que tenían de no dejar a todos aquellos niños sin su colegio de referencia. Finalmente, el curso 2009-2010 se iniciaba bajo los destinos y responsabilidad en la gestión de la Fundación balear. “Recuerdo que en aquel primer año, muchos me veían como un iluso o un soñador… Pero poco a poco, y gracias a un excelente equipo de personas, fuimos haciendo camino y hasta la fecha. Hemos conseguido desarrollar los retos marcados en lo funcional, organizativo, académico-pedagógico y relación con los padres”. En cinco años, el colegio ha pasado de 180 a 283 alumnos (un 40% más). El grueso del edificio, ya en el primer año y en tiempo récord (un verano), cambió de arriba abajo su fisonomía para albergar un proyecto incipiente que ha logrado consolidarse en poco más de un lustro de trabajo y empeño. “Creo en los colegios pequeños y muy familiares, a diferencia de colegios de dos o tres líneas (aulas o grupos por curso). Familiar, pequeño, cercano, abierto, participativo… Es una característica de nuestro colegio que intentamos proteger y potenciar”. En la actualidad, a los 283 alumnos, cabe sumar la tarea diaria de 39 personas, entre profesores y empleados varios. El total de empleados en la Fundación XAFER se eleva a 507 para atender los diferentes colegios que gestiona, además de la administración y otros servicios. “Aunque nuestro ideario se basa en la fe cristiana, estamos abiertos a cualquier otra religión. Tenemos chicos musulmanes, judíos, budistas. Creo y defiendo la libertad de fe de cada persona. El mundo lo hacemos todos sin exclusión alguna”.

 Xavier Fernández proyecta su mensaje con la solidez propia de aquel que cree en lo que dice.

Diálogo, entendimiento, comprensión, empatía… valores relacionales que cita sin parar el presidente de la Fundación XAFER como clave insoslayable de un mundo que necesita de esas referencias para crecer al amparo de la generalidad humana. “Es bueno que vayamos desligándonos de ciertos prejuicios que vienen de lejos, pero que ahora no tienen sentido, o por lo menos en nuestro colegio no tienen sentido. Nosotros no adoctrinamos, en contra de lo que muchos puedan creer”, subraya el presidente de XAFER, a la vez que expresa su idea de corresponsabilidad en la educación de nuestros hijos, situándose por delante de planteamientos que señalan la encomienda de la educación a la administración, “nunca en la historia de España se habían destinado tantos recursos para la educación de nuestros niños, a la vez que nunca ha habido tanto fracaso escolar. La educación es una responsabilidad compartida entre, administración y familia. Si no ponemos todos de nuestra parte, y todas las partes, el objetivo educativo de unas generaciones bien formadas no lo conseguiremos“. Por último, Xavier Fernández incide en la necesidad de invertir en el futuro de nuestros hijos a través de la educación. “¿Qué queremos para nuestra sociedad? La inversión en educación es fundamental si queremos una sociedad evolucionada y desarrollada”. Pasar de la teoría a la práctica es el reto objetivo que la Fundación XAFER y el colegio Virgen del Romeral promueven a diario bajo ese lema fundacional de “ser, vivir y hacer feliz a partir del conocimiento”.

loading
Scroll to top