AG GROUP, nueva empresa para dar continuidad a Vogel & Noot Tamarite Reviewed by Momizat on . Un sucinto repaso a la historia de Vogel Noot España S.A., con sede en Tamarite de Litera, responde a la pregunta de cómo llegó en su día una multinacional como Un sucinto repaso a la historia de Vogel Noot España S.A., con sede en Tamarite de Litera, responde a la pregunta de cómo llegó en su día una multinacional como Rating: 0
SomosLitera: Inicio » + Empresa » AG GROUP, nueva empresa para dar continuidad a Vogel & Noot Tamarite

AG GROUP, nueva empresa para dar continuidad a Vogel & Noot Tamarite

AG GROUP, nueva empresa para dar continuidad a Vogel & Noot Tamarite

Un sucinto repaso a la historia de Vogel Noot España S.A., con sede en Tamarite de Litera, responde a la pregunta de cómo llegó en su día una multinacional como Vogel & Noot, fabricante de maquinaria para agricultores y ganaderos, a la localidad tamaritana:

“Estamos hablando de una compañía austriaca fundada en 1872. A España llega en 1987 con el objetivo de expandir su acción comercial en nuestro país. En aquel momento, en Tamarite había un fabricante de arados llamado Barber. Las negociaciones entre Vogel & Noot y Barber dieron como resultado Vogel Noot España S.A., desde ese momento con sede en Tamarite. Tres años duró aquella sociedad, antes de que Vogel & Noot se hiciera con el cien por cien de la misma. Yo había llegado a la empresa unos pocos meses antes de la adquisición completa por parte del grupo austriaco. Ellos confiaron en mí para seguir adelante en Tamarite, y desde entonces ya han pasado 26 años”, explica Pascual Galindo, máximo responsable de Vogel Noot España S.A. Es la historia de una multinacional radicada en nuestra comarca y que ha tenido un interesante recorrido y desarrollo a lo largo de estas casi tres décadas. “Yo comencé como administrativo hasta que Vogel & Noot se hizo con el mando de la empresa en España. Entonces fui adquiriendo mayores responsabilidades en la expansión de la marca tanto en nuestro país, como Portugal y Sudamérica”, comenta Galindo. De las tres personas que vivieron aquellos primeros pasos de la empresa, hoy suman doce empleados –seis en la sede central de Tamarite de Litera y otros seis repartidos por toda la geografía española tejiendo la red comercial de la marca-.

Desde hace dos años –noviembre de 2014- y tras la invasión rusa en Ucrania, las dificultades se han sucedido en Vogel & Noot, tras ser adquirida en 2009 por el grupo ruso CTP. “El bloqueo de capitales de la Unión Europea a Rusia nos ha afectado. Han sido dos años críticos que hemos tenido que abordar con mayor esfuerzo e ilusión que nunca”. La situación ha llevado a Vogel & Noot (Austria) a un concurso de acreedores que se sustanció el pasado mes de agosto con la venta segmentada de la compañía a diferentes empresarios e inversores. La filial española ha sido adquirida por Pascual Galindo para continuar con la actividad desde Tamarite. “Vogel & Noot, como empresa en La Litera, no desaparece. Al contrario, con una nueva marca como va a ser, desde este 1 de enero, AG-GROUP, y junto con nuevos inversores, vamos a iniciar una etapa en la cual implementaremos situaciones de mercado que, hasta ahora, no podíamos desarrollar al estar condicionados por la casa matriz. A partir de ahora vamos a reforzarnos y tener una mayor presencia en la zona”.

La primera novedad que vamos a percibir es una cuestión de imagen desde las mismas instalaciones de la empresa situadas en la antigua carretera de Albelda.

Pero hay más y de mayor calado comercial. “Continuamos con la distribución en exclusiva de las marcas de calidad que veníamos comercializando hasta ahora (Alpego, SIP, Strautmann…), más alguna nueva que vamos a ir incorporando en sucesivas etapas. También vamos a crear una comercial para nuestra zona cercana a Tamarite y Binéfar, donde ya tenemos muchos clientes y amigos en estos 30 años de existencia en Tamarite. Para desarrollar esta comercial, vamos a crear una tienda-autoservicio de repuestos agrícolas de todas las marcas, con el objetivo de ofrecer un servicio 100% garantizado y de máxima calidad a nuestros clientes más cercanos”. Dicho está y no inventamos: de situaciones de crisis suelen salir nuevos proyectos con vigor renovado e ideas, hasta ahora dormidas.

Aunque a Vogel & Noot, ahora AG-GROUP, le es reconocida su especialidad en maquinaria agrícola, ostentan, igualmente, una dilatada experiencia en la comercialización de maquinaria para jardinería y zonas verdes (motocultores, motoazadas, segadoras, desbrozadoras, vehículos eléctricos…) y en también máquinas forestales con la patente de SILVATEC, marca cuya fábrica se encuentra en Dinamarca, y de la que es director comercial y de desarrollo el propio Pascual Galindo. “La globalización ha convertido el mercado en un escenario muy complejo. Algunos competidores traen menos calidad y nulo servicio. Eso hace daño en primera instancia. Duran poco, pero el mal coyuntural ya te lo han hecho. Nosotros ofrecemos máquinas de máxima calidad y con un servicio detrás que satisfaga al cliente. “para nosotros la calidad y el servicio postventa es nuestra mejor herramienta comercial”.

Sobre el mercado, productos, calidades y exigencias para entrar en Europa, Pascual Galindo está bien informado por cuanto forma parte de la junta directiva de ANSEMAT

(Asociación Española de Fabricantes e Importadores de Maquinaria Agrícola y Áreas Verdes) desde 2001, además de ser el representante español en CEMA -Bruselas- (Asociación Europea de Fabricantes de Maquinaria Agrícola), desde 2010. “Aquí defendemos los intereses de la industria española desde la citada confederación. Ejercemos de “lobby” en el Parlamento Europeo en lo que a reglamentos y normativas se refiere. Buscar soluciones de consenso para todos los países de la Unión Europea no es una tarea sencilla,… pero ese es nuestro objetivo”, subraya Galindo, buen conocedor de estos temas y miembro también del Comité Organizador de FIMA (Feria de Maquinaria Agrícola de Zaragoza), desde 2005, y DEMOAGRO (Feria en campo líder en España), desde 2012.

En su quehacer diario, Pascual Galindo es un habitual de la maleta, el coche y el avión. Los viajes se acumulan y las semanas las cuenta, muchas veces, por aeropuertos, hoteles y reuniones de un lado a otro de Europa o Sudamérica, siempre con nuevos proyectos e ilusiones que secundan un buen grupo de personas. “Esto es posible gracias al equipo humano que compone la empresa. Saben asumir responsabilidades, y su confianza y honestidad me han permitido desarrollar todos estos proyectos desde esta comarca. Igualmente quiero agradecer a mi mujer Lourdes y a mis hijos, Anna y Javi, por el apoyo incondicional en todo momento y circunstancias. Su ayuda es fundamental”, remarca nuestro protagonista.

En adelante, la agenda de Pascual Galindo seguirá muy activa por mor de sus nuevas “aventuras empresariales” de la mano de AG-GROUP; más viajes… más cavilaciones. Para desentumecer músculos, físicos y anímicos, Galindo echa una mano en el deporte de base binefarense, a través del Club Baloncesto Binéfar. Una manera de desconectar de sus quehaceres diarios, para ayudar en la formación de jóvenes deportistas de Binéfar y comarca.

 

loading
Scroll to top